En Rusia es tan buena en alentar a las mujeres a dedicarse a la ciencia y la tecnología

Irina Khoroshko, de la ciudad de Zelenograd, muy cerca de Moscú, aprendió las tablas de multiplicar a la edad de cinco años.

Su talento precoz, alentado por una familia fanática por las matemáticas y una profesora que transformaba cada lección en un gigantesco juego de resolución de problemas, la llevó a obtener un diploma en matemática económica en la prestigiosa Universidad de Economía de Plekhanov, en Rusia.

Mi tutor me enseñó el poder de los números y los cálculos y cómo te dan la capacidad de predecir las cosas. En ese sentido, la matemática siempre se sentía como algo mágico”, dice.

Ahora, Irina, de 26 años, es una científica de datos en un sitio ruso de préstamos por internet, ID Finance.

Fuente: https://www.bbc.com/mundo/noticias-39675532

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat